Ayuda para comprar una Peluca Oncológica Online

Elegir una peluca bien por motivos de calvicie o de tratamiento de una enfermedad puede resultar complicado si no tienes una guía para ello. Desde nuestra tienda de pelucasypostizosonline.com te damos unas recomendaciones para que puedas comprar la peluca que mejor se adapta a tu imagen, sin temor a equivocarte

Aspectos a tener en cuenta a la hora de elegir una peluca.

1) El diseño.

Comprueba los modelos existentes: colores, largo del pelo, texturas.... Generalmente se suele escoger algo muy parecido a las características de tu propio cabello.

En función de tus facciones faciales, te recomendamos unas directrices que te ayudarán a elegir.

ROSTRO REDONDO

- Corte de pelo en V.

- Texura con melena larga,  lisa y desfilada.

- Flequillos asimétricos / bandeau.

- Estilismos cortos con volumen en la coronilla.

 

ROSTRO CUADRADO

- Cortes desfilados con capas vaporosas.

- Evita flequillos rectos y cortes geométricos.

- Cabello con un largo que sobrepase la barbilla.

- Ondas suaves, evitando el pelo lacio.

 

ROSTRO TRIANGULAR

- Flequillos cortina / bandeau.

- Pelucas con volumen y densidad de medios a punta.

- Con pelo ondulado y desfilado, mejor hasta los hombros.

- Evita los cabellos cortos con mucho volumen.

 

ROSTRO ALARGADO

- Flequillos largos y raya lateral.

- Estilismo largo con ondas / volumen.

- Elige mechas californianas para romper la verticalidad de tu rostro.

- Evita el pelo largo y lacio.

 

ROSTRO OVALADO

Para este tipo de rostro, todos los estilos te se adaptan de maravilla: liso, ondulado, largo, corto, rizado... En este caso el aspecto primordial en la elección debe centrarse, en que la tonalidad elegida sea acorde con tu tipo de piel.

 

2) El tamaño.

Es importante que midas tu cabeza, para poder determinar cual es la talla de la peluca que necesitas.

Las pelucas sintéticas se confeccionan a partir de patrones estándar, pero gracias a la existencia de sus elásticos ajustables, permiten variaciones de 2-3 cm extra a cada lado. De esta forma una peluca puede utilizarse hasta para 6 cm más o menos de su tamaño nominal.

Para las pelucas de pelo natural, pueden hacerse totalmente a medida.

 

3) La composición.

¿peluca de pelo natural o peluca sintética? Ambos casos tienen sus ventajas y sus inconvenientes:

PELUCA DE PELO NATURAL - Ventajas

- Mismo tacto, movimiento, brillo y textura que el cabello natural.

- Mayor durabilidad que las pelucas sintéticas. 

- Posibilidad de elegir cualquier peinado o estilo: plancha, secador, tenacillas, mechas, tintes...

- No producen sensación de acaloramiento.

PELUCA FIBRA SINTÉTICA - Ventajas

- La fibra es muy similar al pelo humano en movimiento, tacto y textura.

- Tenemos  pelucas sintéticas resistentes al calor, que permiten la plancha y secador.

- Recuperan el peinado tras lavarlas.

- El color del tinte y/o mechas no decolora.

- Precios más baratos.

- Permiten estilismos más elaborados.

Si quieres que el aspecto de tu pelucas sea lo más parecido posible a tu cabello, lo ideal es una peluca de pelo natural. Debes de tener en cuenta que tendrás que estirarla al igual que haces con tu pelo, mientras que para el caso de las pelucas de cabello sintético, el estiramiento no es necesario, ya que no pierden su peinado ¡ni siquiera tras el lavado!

4) El tipo de confección de la peluca.

Tenemos pelucas elaboradas a máquina, pelucas totalmente anudadas a mano y pelucas mixtas (en las cuales el frontal está anudado a mano en tul (front lace) o monofilamento (mono front line), y la zona posterior está elaborada a máquina.

5) El método de sujeción.

No recomendamos adhesivos para tu peluca oncológica, si estás recibiendo quimioterapia. Si utilizar adhesivos fuera imprescindible, el pegamento cinta de doble cara hipoalergénico de 3M (de uso hospitalario) es lo más indicado. No obstante existen otros productos para que la peluca quede fija sin usar adhesivos como por ejemplo la cinta Wiggrip antideslizante.

6) El color.

Durante la quimioterapia la piel se ve más apagada. Una buena opción puede ser elegir colores luminosos como cobrizos y dorados.